Calambres musculares

¿Te has despertado por las noches con un fuerte dolor en las piernas o mientras practicabas deporte sufriste una sensación de tensión o corriente? Esos son los calambres musculares, y en este artículo te explicaré brevemente ¿qué son, por qué se producen y cómo mitigarlos?

¿Qué son los calambres musculares?

Es un dolor repentino y agudo debido  a una  contracción involuntaria del musculo, puede durar simplemente unos segundos o llegar a durar varios minutos .

El intenso dolor de un calambre puede despertarte por la noche, dificultarte al caminar o imposibilitar el realizar tu actividad deportiva.

¿Por qué se producen?

Tienen diversas causas:

  • Sobre-entrenamiento acompañado de no realizar los estiramientos oportunos al termino de cada sesión de entreno.
  • La deshidratación, (pérdida excesiva de líquidos en nuestro cuerpo), tendemos a beber muy poco líquido y nuestros músculos necesitan de un consumo diario adecuado a nuestro estilo de vida.
  • Los niveles bajos de los siguientes electrolitos que contribuyen a la función muscular saludable: calcio, postasio, sodio y magnesio
  • Algunas condiciones de salud o modificación del estilo de vida también pueden provocar los temidos calambres:
    • Alcoholismo
    • Insuficiencia Renal
    • Hipotiroidismo o mal funcionamiento de las glándulas tiroideas.
    • El embarazo
    • Períodos prolongados de tensión en el trabajo, especialmente si hace calor.

En la mayoría de las veces, los calambres se deben a fatiga muscular.

¿Cómo actuar para evitar los calambres musculares?

Nuestros masajes
  1. Identifica la causa de los calambres. Saber cuál es el motivo de su aparición te puede ayudar a saber como actuar.
  2. Déficit de electrolitosDurante la actividad física se pierden muchas de estas sustancias presentes en la sangre y tienen participación en la cantidad de agua en el cuerpo, la acidez de la sangre (el pH), la actividad muscular y otros procesos importantes.
  3. Masajes y suaves estiramientos. Recuerda que no estás tratando de mejorar tu flexibilidad  sino que intentas lograr que el músculo se relaje y deje de contraerse.
  4. Aplicación de hielo en aquellas zonas en las que hayas realizado la mayor carga de entrenamiento.
  5. Reposo.
  6. Come/Bebe algo salado. Otra forma de reducir las molestias ante un calambre muscular, es comer o beber rápidamente algo salado.

¡¡Recuerda!!, siempre realizar ejercicio en la medida de lo posible bajo la supervisión de un profesional que pueda indicarte las medidas a seguir en todo momento.

Puedes ampliar tu entrenamiento personal, físico y emocional suscribiéndote a nuestros canales de Youtube, Facebook e Instagram, así como en nuestra web y acceder a un mundo de deporte, consciencia y bienestar, te esperamos.

Deporte y Consciencia

El camino de mi búsqueda interior ha estado muy estrechamente ligado con el mundo del deporte desde muy temprana edad. Voleibol en el colegio, patinaje, competiciones de baile, carreras de montaña, bicicleta de MTB, senderismo... Hoy en día sigo compitiendo, y además me he formado como monitora en diversas disciplinas como son el Pilates y el Yoga.

Deje su comentario

Acceder

Contraseña perdida?